anambfanfics
  Prólogo
 

En esta noche oscura, en la que las estrellas ni si quiera se atreven a brillar, las nubes se alzan gloriosas en el cielo y la lluvia cala mi ropa haciendo que el frio se adueñe de mi cuerpo congelando cada una de mis células y sumiéndome en un dolor sepulcral.
He de reconocer que ha sido agónico llegar hasta aquí, primero por mentirle sobre lo que de verdad siento por él, sacando mi lado más grosero y cínico para hacerle daño y que me dejara marchar, segundo porque nadie en su sano juicio se atrevería a venir solo sin la compañía de alguien que pudiera ayudarle si por algún casual algo saliera mal y tercero porque lo que voy a hacer jamás me lo va a perdonar, aunque pasen mil años... Me imagino su cara cuando se entere de la verdad... pero por suerte o por desgracia ya no estaré aquí. Tendrá que aceptar mi decisión por mucho que le duela.
Y así pues aquí me encuentro en el medio de un cruce de caminos con una cajita de ébano en mis manos, una foto mía que encontré por casualidad en mi mesilla de noche y un deseo en mi mente. Con cuidado coloqué mi foto en el interior de la caja junto con mi colgante preferido, la cerré y la enterré bajo el barro del cruce. Volví a alzarme sobre mi cuerpo y mirando a todos y cada uno de los cuatro caminos que concurrían bajo mis pies, esperé... esperé... Sentía como mis labios se quebraban a causa de la lluvia congelada, pero no me importaba. Continué girando sobre mis talones, llevando mi mirada a través de la oscuridad a la espera de que algo o alguien apareciera. Y entonces tras de mi surgió de las sombras mi invitada. Sus ojos relumbraban un color rojizo de maldad desmedida mientras me miraban de arriba a abajo con sorpresa. Caminó hacia mí con aires de superioridad hasta que se paró a un escaso metro de mí.

-Vaya, vaya, vaya - dijo - Mira a quien tenemos aquí... ¿Sabes? De entre todos los humanos que hay en la Tierra, tú eres la última persona que me imaginaba aquí.- dijo regocijándose - Esto sí que no me lo esperaba...

Yo seguía paralizada en mi sitio sin poder mover un solo musculo de mi cuerpo. Ella comenzó una danza hermosa a la par de aterradora al rededor de mí, mirándome de arriba a abajo, deseosa de que pronunciara las palabras mágicas, pero antes de abrir la boca con la frase esperada, quería asegurarme. Me miró a los ojos de forma inquisitiva, con ganas de saber lo que me proponía y acabar conmigo allí mismo si la ocasión lo requería.

-Supongo que no habrás venido aquí solo para quedarte ahí plantada sin pronunciar ninguna palabra... ¿me equivoco? - me dijo con petulancia.

-No vas desencaminada.- logré responder.

Ella hizo una mueca retorcida en sus labios y se acercó más a mí acariciándome la cara con una dulzura aterradora y deslizando su cabeza cerca de la mía para hablarme al oído.

-Dime... ¿que deseas?

Comenzó a mesarme el pelo a la vez que se colocaba tras de mí. Como no podía hablar ella me animó dándome un pequeño meneo con las manos apoyadas en mis hombros.

-No tengas miedo... no voy a hacerte nada... aún.

Me giré sobre mis talones sacando fuerzas no se aún de donde y me quedé frente a ella. Sentía que el corazón me golpeaba contra las costillas, haciendo fluir la sangre por todo mi cuerpo, sentía un calor inmenso, comparable al que se siente al tener un ataque de ira... Mojé mis labios con mi lengua, tragué saliva, le miré con furia a los ojos y tomando una bocanada de aire comencé a articular las palabras exactas.

-Quiero hacer un trato...

Ella sonrió con malicia y satisfacción y cruzó los brazos para atender a mi petición...




Comentarios hacia esta página:
Comentado por cinn, 31-01-2010, 02:37 (UTC):

que bueno que ya esta la pagina!!
y por el prólogo de "Te doy mi alma"...me encanta!!! cada palabra escrita me atrapa



Añadir comentario acerca de esta página:
Tu nombre:
Tu mensaje:

 
  Hoy habia 1 visitantes (38 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
© Anambfanfics 2010